domingo, 13 de noviembre de 2011

Definición.

Definición

Para tener una mayor claridad a la referencia del termino “calidad de vida laboral”, es necesario descomponer dicha afirmación. García Sánchez en 1993 (Citado por Martínez & Cols., 2007) define el concepto de calidad de vida como “experiencia de bienestar derivada del equilibrio que percibe el individuo entre las demandas del medio, y los recursos de que dispone para afrontar dichas demandas”.  Así mismo, la calidad de vida puede ser considerada una actitud, ya que constituye un valorativo en el cual se le pide al sujeto que evalué (bien sea de forma positiva o negativa) algún objeto físico, una conducta, un evento o una idea (Reimel de Carrasquel & Jiménez, 1997).

Por otra parte, la OIT (2006) define al trabajo como “el conjunto de actividades humanas, remuneradas o no, que producen bienes o servicios en una economía, o que satisfacen las necesidades de una comunidad o proveen los medios de sustento para los individuos”.  

A pesar que el concepto de calidad de vida laboral no es nuevo, si ofrece una resistencia para definirlo claramente, puesto que posee características como la subjetividad y la multidimensionalidad, ya que esto depende en gran parte de los valores y creencias de los individuos, así como de su historia personal y su historia cultural. El concepto de calidad de vida surge de una evolución conceptual, entre las primeras definiciones que se relaciona con dicho concepto se encuentran el nivel y las condiciones de vida, la felicidad y el bienestar, entre otros; es por ello que, al describir los referentes anteriormente relacionados, se mencionan no como sinónimos sino como conceptos que antecedieron al de calidad de vida laboral (González, Hidalgo & Salazar, 2007).

La calidad de vida puede entenderse como la percepción que tienen los empleados de las condiciones de trabajo, del ambiente laboral, y de la concordancia entre la vida laboral, familiar y personal (Espinoza & Morris, 2002).  También se concibe como el proceso dinámico y continuo el que el desarrollo de la actividad laboral esta organizada objetiva y subjetivamente, tanto en sus aspectos operativos como relacionales, con el fin de contribuir al más completo desarrollo del trabajador (Casas & Cols., 2002).

Para la presente se tomara la definición dada por Blanch (2003), el cual define la calidad de vida laboral como el grado de satisfacción y bienestar físico, psicológico y social experimentado por los individuos en su labor y en su entorno de trabajo, donde dicho bienestar abarca dos dimensiones:

Objetiva: hace referencia con las condiciones de las labores a desarrollar (ambientales, técnicas, salariales, de estabilidad, de seguridad e higiene, de diseño de puesto, etc).

Subjetiva: relacionada a las percepciones y valoraciones sobre las condiciones laborales, el estrés laboral, el ambiente social (relaciones con compañeros de trabajo como con superiores), el clima organizacional, posibilidades de ascensos, etc.

  De esto se desprende que el concepto de calidad de vida laboral es multidimensional, agrupando las dimensiones que en dos grandes bloques; los relacionados con el entorno en que se desarrolla el trabajo y los que tienen que ver con las percepciones generadas por los trabajadores (Casas & Cols., 2002).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada